4 de agosto de 2006

Viaje con nosotros a mil y un lugar


Hace años, un amigo del trabajo contaba que algunos estudiantes de medicina se habían pasado un verano fantástico, allá por el 98, en una isla paradisíaca como voluntarios en un programa de vacunación de los nativos de la misma. Tal vez exageraba en sus descripciones voluptuosas, tal vez no. Según sus explicaciones, los galenos habían sido tratados extraordinariamente bien durante su periplo, habían recibido algo de dinero por su contribución y habían viajado a gastos pagados.

Cuentos como aquel debieron despertar la imaginación colectiva, disparando la oferta de vacaciones solidarias.

Pero las circunstancias han ido cambiando, la demanda supera a la oferta en la actualidad -al menos para aquellos países menos conflictivos- y las ong, junto con las agencias de viaje se han apuntado al fenómeno del destino solidario.

Así, se puede viajar a China a enseñar inglés a niños y jóvenes, combinando el esfuerzo con el circuito por las ciudades imperiales o el luminoso Mar de China. Previamente habrá de depositar 350$, esperar confirmación, adquirir los billetes y confiar en ser uno de los elegidos.

Posteriormente te informarán de las costumbres en materia de propinas y hábitos crematísticos.

También se pueden elegir otros destinos, como las islas Cook o Brasil, mismamente.

Si no dominas el inglés, pero hablas castellano -no importa el acento- por unos 2.000€ te pasean por algunos destinos sudamericanos. Puedes cavar, cuidar meninhos de la calle o formar a no se quienes... durante cuatro semanas.

Si prefieres no cruzar el charco, esta gente te recibirá con los brazos abiertos en Armenia; vivirás en un orfanato durante un tiempo, podrás hacer excursiones y compartir unos días con los niños y adolescentes abandonados en el mismo. Paquete completo. ¡Ah! Te ofrecen el visado gratis. En el aeropuerto te cobrarían 30$. Y excursiones y montar a caballo y...

Si lo que deseas es limpiar de chicles algún ágora o construcción anterior al siglo de Pericles, puedes contactar con estas personas... en Grecia.

Otra fórmula, esta para los más jóvenes -porque es necesario hacer cantera- es la que brindan por ejemplo esta otra organización. Realizas el ciclo de formación completo por unos 210€, te pagas el billete, la manutención y los seguros, compras algunas chucherías made in china para repartir en destino y a la vuelta, si te animas, puedes seguir colaborando con ellos.

Más posibilidades, siendo verdaderamente joven, las encontrarás en estos campos de verano, aunque para algunos de ellos: Finlandia, Reino Unido... hay bofetadas para entrar. Es lo que tiene la solidaridad, que es muy egoista a veces.


Si tus intereses no son short term,sino a largo plazo, te queda ponerte en contacto con el voluntariado de la ONU :

Por 1000$ al mes, seguro médico y viajes gratis puedes formar parte de una de esas misiones peligrosas a las que no suelen acudir los directivos de la organización sin escolta internacional. A la vuelta, recibirás en compensación unos 100$ por cada mes de servicio, siempre que hayas superado los tres primeros meses. Bueno, a veces pagan algo más. Cuando la evaluación del desempeño es adecuada por parte de tu jefe.

Decía Paul Theroux, el escritor de la costa de los mosquitos, entre otras, y gran aventurero, que había algunas cosas preocupantes en el tema de la solidaridad con África. Que cada vez el continente estaba peor, pese a la cantidad de fondos que llegaban, que existían unos 100 mil millones de euros en fondos de inversión propiedad de africanos ricos y que, al menos en Malaui, había más profesores blancos que negros. Porque estos últimos se largan de allí a la menor oportunidad. Y es que Theroux andaba un poco desesperado con las iniciativas de gente como Bono. Yo añadiría también a la señora Pitt, quizás.

Definitivamente, los occidentales consumimos de todo. Me imagino un futuro divertido con la mayoría de los occidentales combinando los Julia Tours con la pala de madera y el cubo del mismo material, mezclando bosta con paja para construir su residencia de verano.
Como mis niveles de solidaridad son algo más limitados, me marcharé a una ciudad europea, con hoteles baratos, por unos días. Es que tengo que ahorrar y los resorts en Mozambique andan por los 300$ al día. ¿Será africana la propiedad?




2 Comments:

Anonymous María said...

Pues yo también conozco gente que se va. Mi compañera quiere ir a Gambia en viaje si no solidario, sí a una ong que alquila las cabañas a turistas y organiza algún viaje con guía nativo por la zona. ¿Se supone que es otra fuente de ingresos?

12:56 a. m.  
Blogger Thalasos said...

Existen tantas ONG's o NGO's hoy día, que se me viene a la cabeza que tras la guerra de Ruanda una de ellas le solicitó al ministro correspondiente que no les expulsara del país porque si lo hacía tendrían que devolver el material de transporte que acababan de adquirir. ¿Serían Mitsubishis Pajero? Gracias por tu comentario, María.

11:36 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home