29 de noviembre de 2006

Hierarchy is always involves when money or rewards

Cuenta Charles Perrow en su libro Organizaciones Complejas que los reyes recibían dinero de los señores a cambio de ceder el derecho de cobro de impuestos a sus propios súbditos.

En ocasiones el rico prestamista se excedía en sus atribuciones haciendo peligrar los flujos de caja futuros de esa monarquía, bien cobrandoles antes de tiempo, sin esperar a la próxima cosecha por ejemplo, bien cobrándoles por encima de lo que habituaban pagar.

Una conducta que a veces explota la máquina cinematográfica con notable precisión. Como es el caso de la película Snippers, donde un mafioso le vende la deuda de un tercero a un potentado del crack, quien aprovecha para vengarse del deudor.

Cuando el accionista le permite al directivo tomar decisiones del tipo de las que va a adoptar el presidente de la mayor productora de aluminio del mundo, fundada en 1888, se comporta como el rey con su rico vasallo. La empresa va a echar a miles de trabajadores cuando el negocio va viento en popa, porque el maromo presidente ha decidido que tiene que ir mejor. Hay que superar el 20% de rendimiento porque si no, mejor tener el dinero en el Banco, sin correr riesgos ni madrugar. Ya lo decía Goizueta, el gran presidente de la coca cola.

Con esa conducta empobrecerá a los accionistas en el futuro, porque mandará a hacer puñetas a unos cuantos consumidores de aluminio, que tendrán muy pocas oportunidades, así como ganas de consumir refrescos en lata. No, por eso no. Es sólo un deseo. En realidad cuando estén mal, harán nuevamente lo mismo. Siempre funciona. El capital depende del trabajo para subsistir y procrearse, pero detesta a los propietarios del mismo.

En el camino, no obstante, el maromo verá crecer dramáticamente su valor personal en el mercado de los top managers, al menos a corto plazo, y su paquete de opciones sobre acciones hará lo mismo. De hecho andaban pachuchas las acciones, pero se ganaron sus buenos cuartos de punto, ente los 28 con algo $ y los cerca de 31. Cerca de dos pavos de ganancia con el despido de unos cuantos miles.

Echar a los 6.500 cuesta entre 375 millones y 425 millones en indemnizaciones. Por ahi por ahi. Es que no les salen las cuentas aún.

¡Joder, gente que no sabe sumar y se confunde en 50 millones de pavos, más de 8.330.000 de pesetas tienen la desfachatez de echar al contable...!

Entre mientras, el maromo podrá adquirir de su pecunio unos cuantos miles más de opciones al precio que tenga garantizado por los accionistas [sí, normalmente pueden comprar por debajo del precio nominal] y así crecerá su patrimonio.

Es decir, que inflará artificialmente el precio de las acciones -porque las supuestas indemnizacioens de los vasallos no las contabilizará como gastos del ejercicio, sino que las periodificará en, digamos 10 años, vaya a ser que caigan de verdad esas acciones bonitas, su tesoro-. Como dice una escritora de derechas, "el capitalismo es bueno hasta cierto punto. Pero la ambición debería tener límites."

Cuando las compañías deciden trabajarse el músculo y reducir las toneladas de carne contratada, suelen transmitir a la sociedad la necesidad de la medida por motivos de supervivencia.

Pero al hacerlo en períodos de bonanza nos dejan estupefactos.

Aunque no lo cuentan, normalmente están reduciendo sus costes a futuro. El amromo se apaña una salida decente. Los miles de millones los contabilizará en unos cuantos años, a ser posible muchos, hasta después de que sus opciones estén completamente garantizadas, "vested" lo llaman los anglosajones.

Como sus empleados son intrínsecamente un coste incremental, anticipan el precio de ese recurso -de ahí lo de recursos humanos- antes de que la cosa se ponga fea. De paso ganan cotización en bolsa, hacen sonreir a algunos de los directivos de fondos de inversión y a algunos de los pensionistas y antiguos trabajadores de la misma compañía, que ven como la paga del próximo mes incluirá un aumento.

En el juego, todos ganan. Eso es lo que nos dicen. Y como los vasallos no sabemos protestar ya.

Por cierto, la compañía es Alcoa. Y el actual secretario del tesoro américano, antiguo presidente de la empresa, mantiene 100 millones de dólares en stock options de esa compañía. El que le sucedió, el actual, tendrá menos.

Es curioso como cuanto más arriba de la pirámide te encuentras más inteligente pareces. Como todos los demás te ayudan a tomar decisiones.

Cuando el albañil se enfrenta a la decisión de cambiar un tipo de masa por otra atendiendo a la dureza del agua, por ejemplo, nadie está allí para ayudarle. En cambio en la pirámide todo el mundo se abroga la potestad de ser asesorado por otros.

Pienso que es para participarles la culpa. Como en el cole:

-"¡Que no se te ocurra decir que he sido yo!"

Pagarán los vasallos.

¿Te imaginas esa operación en un taller de 25 empleados? Anda ya. No les dejaría hacerlo nadie.

Añade el amigo Charles: Hierarchy is always involve when rewards there are at stake: Cuando la bolsa sona.

Etiquetas:

3 Comments:

Anonymous Medea said...

Que inglés mas digno tienes Thalas... Gracias por rebuscar amigos del viento, aquí estamos, aunque a veces no comentemos. Y sí, me he movido muchas veces y al final acabo en bloguer, como todos.

Al hilo de lo que cuentas (corrupciones varias) y como experto en el tema economico, un día de estos tienes que hablar del tema especulativo del suelo, a ver si de una vez por todas entiendo porque no puedo acceder a una vivienda tan digna como tu nivel de inglés. ;)

(((PD: EH! Thalas se ha puesto cara!)))

Abrazos.

6:50 p. m.  
Blogger Thalasos said...

Muchas gracias por los piropos. Y felicidades por el new look. POr cierto, que ahora mismo cambio el enlace. ¡Me vuelves loco con el link mutante a tu página, catalana mía! Empiezo a sospechar que lo del diseño catalán tiene algo que ver con la transformación continua.
Respecto de los pisos... el dominó tiene 28 piezas. Y el de las casitas muchas lecturas. De hecho, somos nosotros mismos quienes encarecemos el precio. Nos mudamos más que un jockey en USA. Demasiadas fichas para dedicarle tiempo. Ya veré.
Besos.

9:29 p. m.  
Anonymous Medea said...

Sí debe de ser que me muevo tanto porque soy catalana. Y es que del último blog tuve que irme porque me obligaban a pagar después de un mes. Y que mas, oiga!

Saludos

5:59 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home